El Deportivo Ubriqueño será filial de la WEA Sierra de Cádiz Juzzt

El Deportivo Ubriqueño se convertirá en filial de la WEA Sierra de Cádiz Juzzt la próxima temporada. Así lo ha hecho público hoy en Radio Ubrique el secretario del club, José Antonio García, que ha anunciado la firma de un convenio de filialidad para colaborar estrechamente el próximo curso con el fin de poder contar con equipos en todas las categorías. García ha explicado que con este acuerdo la WEA Sierra de Cádiz “aportará su experiencia” y colaborará sobre todo en la formación de los equipos de fútbol 7 “poniéndonos algún que otro entrenador”. “Nuestra intención es hacer un fútbol base fuerte y en eso no tenemos experiencia, por eso necesitamos ayuda”, ha comentado, a la vez que ha concretado que, sobre todo, el club necesitaría “entrenadores con mucha experiencia en fútbol base”. Según el también entrenador del Deportivo Ubriqueño infantil, el objetivo final que se busca es formar jugadores en fútbol 7 para que cuando den el salto a la categoría infantil ya lleguen preparados para la competición. José Antonio García también ha aclarado que, mediante este acuerdo, la WEA podrá disponer de forma puntual de jugadores del Deportivo Ubriqueño en momentos concretos de la temporada para completar las convocatorias de sus diferentes equipos.

Por otra parte, el secretario del Deportivo Ubriqueño ha hecho balance de la temporada que ahora ha llegado a su fin: “Ha sido una temporada atípica, muy rara, con muchos parones, pero en definitiva, bien porque por lo menos hemos estado entretenidos y jugando al fútbol que es lo que importa en estas situaciones”. Las restricciones horarias para entrenar o el apretado calendario de las últimas semanas han sido para García algunas de las dificultades a las que se han tenido que enfrentar los entrenadores en una temporada que, a pesar de todo, se le ha hecho un poco larga: “A mí se me ha hecho larga por el contexto que hemos tenido y los parones. Se hace más pesada al no poder jugar los sábados y en dos meses hemos tenido que jugar casi todos los partidos”.

Del mismo modo se ha mostrado satisfecho con sus jugadores: “Para ser niños que no solían competir, han estado aplicados y comprometidos y hemos hecho un grupito muy bueno”. No obstante, ha reconocido que “físicamente se nos han notado los parones en los dos equipos. […] A nosotros nos han faltado la continuidad de los entrenamientos y eso también hace que los niños se vengan un poquito atrás”. En lo puramente deportivo, ha destacado que, a pesar de todo, cuando la rutina de entrenamientos ha tenido cierta continuidad los equipos lo han notado y han ido de menos a más: “En la segunda vuelta no ha habido tanta diferencia de goles como en la primera”.

Por otra parte, el ubriqueño José Antonio Nieto ha completado hoy la primera parte de su Reto Solidario 2.200 Kilómetros con la entrada a la plaza del Obradoiro de Santiago de Compostela tras completar 869 km en 21 etapas. En esta última jornada ha tenido a la lluvia como compañera de camino desde las 5 y media de la mañana en un día bastante desapacible a causa de las tormentas. Aun así, ha conseguido completar la etapa sin ninguna incidencia reseñable.

El componente del Club Senderismo los 3 Caminos ha recorrido en esta última semana los últimos 300 km del Camino del Norte que inició hace tres semanas desde Irún. Durante estos días ha completado las últimas etapas que discurrían por el Principado de Asturias para continuar ya por tierras gallegas desde la provincia de Lugo hasta Santiago. Como en semanas anteriores, no se ha topado con muchos peregrinos en su recorrido salvo en esta última etapa. José Antonio Nieto ha asegurado sentirse en plenitud de fuerzas a pesar de lo ya andado y ha resaltado el buen estado de sus pies a estas alturas, algo que le preocupaba antes de iniciar este proyecto. Del mismo modo, Nieto ha contado que mucha gente que ha ido conociendo se ha sumado al reto solidario con alguna contribución económica.

Con el Reto Solidario 2.200 Kilómetros, José Antonio Nieto pretende colaborar con la recaudación de fondos para la adquisición de unas prótesis que permitan volver a andar al ubriqueño Daniel Gómez Oñate, dándole visibilidad a esta campaña solidaria.

El Deportivo Ubriqueño infantil se prepara para su tercera temporada

Por tercer año consecutivo, el Deportivo Ubriqueño infantil afronta una nueva temporada con mucha ilusión, a pesar de la situación atípica que se está viviendo en todas las facetas de la sociedad, incluida la deportiva. El equipo que este año dirige José Antonio García viene trabajando desde el pasado mes de septiembre, “pero con unos entrenamientos muy desiguales. A lo mejor, una semana entrenamos un día nada más, ninguno o incluso los tres”. Para García, está siendo “una temporada muy atípica que vamos capoteando conforme van viniendo los problemas, las nuevas normas que nos ponen la Junta de Andalucía y la Federación. Nos vamos adaptando con mucho trabajo y paciencia”.

El Deportivo Ubriqueño cuenta esta temporada con una plantilla de 19 jugadores, de los que tan solo tres permanecen con respecto al pasado curso. El resto proviene de la Escuela de Fútbol y ésta será su primera experiencia en el fútbol federado. En opinión de su entrenador, aunque “les falta ese ritmo de la competición federada”, se trata de “un equipo comprometido”, con unos jugadores “muy disciplinados, que atienden muy bien y hacen los ejercicios”.

José Antonio García ha señalado que, en estos meses en los que han estado trabajando sin que se supiera a ciencia cierta cuándo iba a empezar la liga, han intentado que “los entrenamientos sean divertidos y a la vez que tengan un aprendizaje bueno”. “Intentamos que ahora mismo los entrenamientos sean más con balón para que se motiven un poco más, además de realizar juegos para que tengan ganas de ir al día siguiente a entrenar, sin quitar la disciplina que tiene que tener un entrenamiento”, ha añadido.

El técnico del Deportivo Ubriqueño ha afirmado que va a intentar “mantener el nivel que puso Luis Miguel” la pasada temporada, para lo que considera que tiene un buen equipo. En esta línea ha manifestado: “Me gustaría que mi equipo jugara sabiendo que tienen un balón en los pies, que tocara el balón. Mi idea es intentar adaptar el fútbol 7 que ellos traen al fútbol 11, hacer una reestructuración para que no jueguen tan cerraditos”. José Antonio García se sentiría satisfecho “haciendo una campaña en la que los jugadores se diviertan y lo pasen bien. La posición me daría exactamente igual, aunque siempre nos gusta ganar, pero sobre todo que se lo pasen bien y se ilusionen con el fútbol y el deporte”.

Sobre el inicio de la competición, programado ahora para el 16 de enero, García se ha mostrado optimista y espera que, al ser los grupos tan cortos, la liga se pueda disputar a dos vueltas. A ese respecto, ha anunciado que “vengo siendo optimista desde agosto” y que “lo tengo todo preparado para empezar”.

El Deportivo Ubriqueño cadete, con ganas y experiencia para mejorar su papel en la liga

El Deportivo Ubriqueño competirá nuevamente esta temporada con dos equipos, uno cadete y otro infantil. Atrás quedan los intentos de este pasado verano por sacar también un equipo juvenil y un segundo equipo cadete, al no conseguir finalmente reunir el suficiente número de inscripciones para afrontar la temporada con suficientes garantías. De esta manera, su primer equipo en este curso 2020 – 2021 será el Deportivo Ubriqueño cadete, que cuenta con una plantilla de hasta 25 jugadores y que volverá a dirigir Alfonso García. En su opinión y deportivamente hablando, “este curso se presenta mejor. Creo que tenemos un equipo más equilibrado y con más experiencia que el del año pasado”.

El Deportivo Ubriqueño de esta temporada está formado en su mayoría por el bloque de jugadores de primer año, que la pasada campaña militaron en el conjunto infantil, más 4 o 5 jugadores que se han mantenido en el equipo. Para el técnico, “este año están los chavales mucho más puestos y con muchas más ganas que el año pasado”. El equipo cadete tuvo una discreta actuación en la competición liguera que se pudo disputar la pasada campaña, en la que le falto cierto nivel de competitividad en comparación con el resto de conjuntos. García ha reconocido que ello también se debió a que el cuerpo técnico “no supo inculcarles la competición”. Por ello y viendo la plantilla con la que cuenta y la experiencia que traen de la categoría infantil, “debemos pedirles más y deberíamos estar luchando por estar arriba”. No obstante, ha dejado claro que “tendrán que esforzarse y trabajar duro para no estar igual que el año pasado”. Precisamente, sobre su amplia plantilla de 25 jugadores ha señalado que “está bien porque tienes donde escoger jugadores que trabajen más y que estén en mejor forma, aunque en esta categoría se intenta que jueguen todos. […] ”. Lo que es difícil es entrenarlos, aunque yo cuento con la ayuda de un preparador físico como Salas y un segundo entrenador como Juan Moreno”.

Alfonso García ha sido crítico con la normativa que restringe la actividad deportiva a los menores de 16 años a partir de las 18 horas. “Entrenar a las 4 es un problema y más con esta edad porque casi todos están con los estudios y los exámenes”, ha afirmado. Por eso motivo, muchos de sus jugadores no pueden acudir a los entrenamientos y “hay muchas cosas que no nos dan tiempo a preparar o hacer”. En esta línea ha explicado que su equipo lleva entrenado más de un mes y medio, que empezó a hacerlo en el Antonio Barbadillo y que posteriormente se han trasladado al campo de césped natural, en el que tiene que compartir campo con el equipo infantil. Un cambio en el que además han perdido un día de entrenamiento. “No entiendo. ¿A partir de las 6 de la tarde viene el bicho más? No tiene lógica. Es igual entrenar a las 6 que a las 4 y media”, ha manifestado, a la vez que ha hecho hincapié en que “dejan a los niños dando vueltas y reuniéndose en los parques, las placitas, etc., y no pasa nada, y ahora los entrenamientos a menores de 16 años tienen que ser hasta las 6”. Según el entrenador del Deportivo Ubriqueño cadete, “si la liga no puede empezar, pues que no empiece. Lo que sí se debería tener es más flexibilidad horaria por las tardes”. Para Alfonso García, “es un problema para todos los equipos. Se deberían poner mejor las cosas de los entrenamientos y los campos de fútbol”.

El Deportivo Ubriqueño volverá a contar con dos equipos en competición

Desde el pasado viernes los equipos del Deportivo Ubriqueño ya entrenan en las instalaciones municipales metidos de lleno en la pretemporada de este curso 2020 – 2021 en el que volverá a tener dos equipos en competición, uno infantil y otro cadete. El club serrano planteó allá por agostó un proyecto ambicioso con hasta 4 conjuntos, pero finalmente se frustró el intento de sacar un equipo juvenil y dos cadetes. Así nos lo ha contado hoy el vicepresidente y entrenador del equipo infantil del Deportivo Ubriqueño, José Antonio García: “Al principio nos animamos a sacar un equipo juvenil porque muchos de nuestros cadetes pasaban de categoría. De hecho, en agosto ya teníamos al equipo completo con 20 jugadores. Lo que ocurrió es que otro club tiró de nuestros puntales básicos y el equipo se disolvió. La mayoría de los jugadores va a jugar en el otro club de Ubrique”.

“Nos da pena – ha comentado García – porque el año pasado hicimos un trabajo y queríamos seguir con ellos, pero, en definitiva, lo que nos ahorra es trabajo. Si podemos ayudar a los niños los ayudamos y si no, seguimos con los nuestros y ya está”.

En lo referente a la categoría cadete, José Antonio García ha explicado que han llegado a contar con unos 30 niños y que durante el verano buscaron jugadores para poder formar dos equipos, aunque al final decidieron sacar uno nada más. “Incluso he tenido que hacer una de las cosas más dolorosas, que es dejar a niños en reserva”, ha apostillado. Por último, el club contará con un conjunto infantil que a día de hoy no está completo y todavía tiene fichas libres.

Por lo tanto, el Deportivo Ubriqueño contará finalmente con un equipo cadete, que volverá a estar dirigido por Alfonso García, y con otro infantil, al frente del cual estará el propio José Antonio García, que coge el relevo de Luis Miguel Fernández, al que acompañó la pasada temporada como segundo entrenador y sobre el que solo ha palabras de agradecimiento: “La temporada pasada ya pasó un mal año debido a sus lesiones y sus cosas. Hizo un esfuerzo grandísimo con nosotros, no se saltó ningún entrenamiento ni ningún partido. Es digno de agradecer que, sin cobrar nada y con la trayectoria, tiene hiciera el esfuerzo tan grande que hizo. Antes de algunos partidos tenía que ir a infiltrarse las piernas. Es de admirar la pasión que tiene por el fútbol”.

Por último, el vicepresidente del Deportivo Ubriqueño ha constatado que en esta temporada en general tan atípica ha descendido el número de jugadores porque “los padres son más reacios a este tipo de actividades, están como más asustados”. No obstante, García ha aclarado que su club cuenta con un protocolo de seguridad que sigue a rajatabla, tal como exige la normativa de la Junta de Andalucía y de la Federación Andaluza de Fútbol (FAF). De hecho, ha explicado las medidas que están llevando a cabo en los entrenamientos en coordinación con el protocolo de las instalaciones deportivas del Patronato Municipal de Deportes (PMD).

Por otro lado, la Delegación de Cádiz de la Federación Andaluza de Fútbol ha hecho público hoy las fechas de inicio de las competiciones en todas sus categorías. Así, como ya se sabía la 1ª Andaluza senior comenzará el 25 de octubre, mientras que la 2ª Andaluza senior y la 2ª juvenil lo hará el 1 de noviembre. El 8 de noviembre será el turno de la 3ª senior y de la 3ª y 4ª juvenil, el 15 de noviembre comenzará la competición liguera en la 2ª cadete y la 2ª infantil y el 22 de noviembre lo hará en la 3ª y 4ª cadete y en la 3ª y 4ª infantil. Por último, la 2ª alevín y la 2ª benjamín arrancarán el 29 de noviembre, mientras que para la 3ª y 4ª alevín, la 3ª y 4ª benjamín y la 2ª y 3ª prebenjamín habrá que esperar hasta el 13 de diciembre. En principio, todas estas fechas están sujetas a modificaciones por incidencia y evolución de la pandemia de Covid – 19.

Luis Miguel Fernández valora positivamente su temporada al frente del Deportivo Ubriqueño infantil

En el día de hoy hemos charlado con el entrenador ubriqueño Luis Miguel Fernández sobre esta atípica temporada en la que dirigió al Deportivo Ubriqueño en la Tercera Andaluza infantil y que se vio interrumpida abruptamente por la irrupción de la pandemia del coronavirus. En sus 45 años al frente de los banquillos, Luis Miguel Fernández ha reconocido que ha sido la situación más excepcional a la que se ha enfrentado, aunque, a pesar de todo, se ha mostrado «contento y orgulloso con el rendimiento de los niños y con los padres, que se han volcado con el equipo».

Para el técnico ubriqueño ha agradecido la oportunidad que se le ofreció al club, a los directivos, a los padres y, sobre todo, a los niños por la confianza depositada al principio de la temporada. «Sabía que el equipo venía bien de la temporada anterior. Fue todo un reto y para sorpresa mía, y con la ilusión de los niños, conseguimos estar en los puestos de arriba en la primera parte de la temporada», ha añadido. Eso sí, Fernández también se ha referido al bajón que sufrió el equipo en la segunda vuelta: «El equipo se desinfló un poquito. El parón de un mes por motivo del calendario influyó un poco en el bajo rendimiento de la segunda vuelta. Eso fue lo que nos trastocó de seguir en los puestos de arriba». Por ese motivo, ha señalado que «los entrenadores no podemos estar contentos con el calendario. Nos pegamos un mes parados sin competir, con lo que se mermó la continuidad del equipo».

Luis Miguel Fernández también se ha referido a la incertidumbre que sobrevuela de cara a la próxima temporada, en la que, a día de hoy, se desconoce en qué condiciones se desarrollará la competición liguera. Para el técnico del Deportivo Ubriqueño infantil, «puedes plantear la pretemporada pero a ciegas». En esta línea, ha adelantado que para el curso que viene el club tiene la intención de aumentar el número de equipos con la creación de un juvenil y un alevín que se sumen a los dos conjuntos con los ya cuenta el club.

Con relación a las consecuencias que tendrá esta crisis sanitaria, Luis Miguel Fernández ha huido de todo positivismo: «Al principio de la pandemia se decía que esto nos iba a enseñar a vivir de otra manera y que nos había puesto a cada uno en su sitio, pero terminó todo y todo el mundo sigue igual, en las terrazas, en las playas, sin mascarillas, sin respetar la distancia. Con respecto al fútbol ha sido negativo en todo». El veterano entrenador no cree que la nueva normalidad vaya a cambiar mucho el fútbol tal como lo conocemos ahora y considera que » no va a costar volver a la dinámica de antes».

Por último, el técnico del Deportivo Ubriqueño infantil ha deseado suerte al Ubrique UD senior y ha sugerido a sus jugadores, muchos de ellos ex pupilos suyos, «que no desaprovechen la oportunidad, que se diviertan y vayan sin presión ninguna». «A un partido único puede ocurrir de todo» , ha concluido.