Carlos Moreno y Esther de la Torre se llevan la primera cita del Campeonato de Andalucía de Rallyes de Asfalto

El piloto murciano Carlos Moreno y la copilota ubriqueña Esther de la Torre se han convertido en los primeros líderes provisionales del Campeonato de Andalucía de Rallyes de Asfalto tras vencer con holgura en la primera prueba del certamen regional, el IX Rallye Valle del Almanzora, que se disputó el pasado fin de semana. Al volante de un Skoda Rally 2, Moreno y De la Torre se adjudicaron el scrash en 10 de los 11 tramos cronometrados, lo que les permitió llevarse la general con casi dos minutos de ventaja sobre Antonio Molina y Alejandro Castillejo (Peugeot 208 R2) y más de cuatro minutos sobre José Miguel López y Miguel Montoya (Renault Clío Rally 4).

Carlos Moreno y Esther de la Torre ya tomaron el liderato en la primera especial del Rallye que se disputó en la noche del viernes en el centro urbano de Olula del Río, con apenas cuatro kilómetros de recorrido. En la matinal del sábado se mantuvieron en cabeza de la clasificación general tras ser los más rápidos en los seis tramos que se disputaron, ampliando poco a poco la distancia con respecto a los perseguidores que continuaban en carrera y dejándola en 1’17’’ con respecto a Molina y Castillejo, que ocupaban la segunda posición. Ya por la tarde, Moreno volvió a marcar el scrash en la primera especial, pero en el noveno tramo sufría una salida de pista sin consecuencias que le hacía perder 37’’ con respecto a Antonio Molina, dejando la diferencia en la general en poco más de un minuto. No obstante, y sin tomar riesgos innecesarios, Carlos Moreno y Esther de la Torre no solo fueron capaces de mantener la diferencia, sino que la aumentaron hasta casi el doble en los dos últimos tramos con dos nuevos scrash.

Es por ello, que Esther de la Torre se ha mostrado hoy muy contenta en los micrófonos de Radio Ubrique, resaltando que “ha sido un buen inicio de temporada, mejor imposible”. La ubriqueña ha confesado que no se esperaba poder llevarse la victoria en la general del Rallye Valle del Almanzora, logrando así su segunda victoria absoluta en sus 30 participaciones en rallyes. Según De la Torre, “ha sido un rallye muy duro y muy largo, con la climatología muy diferente, pero nos hemos adaptado muy bien. Era la primera vez que corría con Carlos y nos hemos adaptado muy bien desde el primer momento y ahí ha estado el reflejo”.

La copilota ha explicado que, en principio, su relación con Carlos Moreno será puntual, ya que, aunque “todavía estoy pendiente de ciertos proyectos, ya tengo cerrado uno”. En este sentido ha contado que “me pusieron en contacto con él porque quería correr el Rallye Valle del Almanzora y yo me encontraba en Andalucía y fui a correr con él. Nos hemos adaptado muy bien y venimos muy contentos los dos. Agradecerle que haya contado conmigo y haya confiado en mí”.

Esther de la Torre ha adelantado que para esta temporada 2023 seguirá formando pareja deportiva con el piloto madrileño Juan Carlos Fernández, con el que compitió el pasado año en la Copa Suzuki: “Ha adquirido un Clío Rallye 5 de la Copa y vamos a hacer la Clío Trophy Spain, en principio de asfalto y no sabemos qué haremos más”. Por lo tanto, la ubriqueña estará presente, al menos, en las cinco pruebas que conforman la copa monomarca Clío Trophy Spain (Sierra Morena, Rías Baixas, Narón, Princesa de Asturias y La Nucía). Precisamente, este próximo fin de semana Juan Carlos Férnández y Esther de la Torre tomarán parte en el II Rallye de la Mencía Villa de Cacabelos a modo de test con la vista puesta en el 40º Rallye de Sierra Morena que se disputará entre el 17 y el 19 de marzo.

 

El X Rallye Ciudad de Jerez contará con 42 equipos inscritos

El X Rallye Ciudad de Jerez, última prueba puntuable para el Campeonato de Andalucía de Rallyes de Asfalto, contará finalmente con 43 inscritos, en una edición en la que se decidirá el título de campeón absoluto, al que aspiran tanto el piloto granadino Pedro David Pérez (Hyunday i20 R5) y el almeriense y ocho veces campeón de Andalucía José Antonio Aznar (Porsche 997). La carrera tendrá un marcado acento ubriqueño porque un total de 10 equipos ubriqueños tomarán parte en esta cita, a lo que hay que añadir un tramo que saldrá de la localidad y que recorrerá parte del término municipal ubriqueño y un reagrupamiento que tendrá lugar a partir delas 17:30 en la zona de la plaza de toros.

En concreto ese tramo es el denominado ‘Puerto Gáliz’, que tendrá casi 23 kilómetros de distancia y saldrá de la zona del hotel los Mellis en dirección al Mojón de la Víbora y posteriormente a Puerto Gáliz. Se trata del cuarto sector del rallye que se desarrollará por la tarde y tendrá dos pasadas. En realidad, lo que ha hecho Automóvil Club Jerez es “aglutinar dos tramos de la edición anterior en solo uno”, según nos ha contado hoy su presidente, Javier Galán. El también piloto jerezano ha explicado que “hemos sacado un tramo de casi 23 kilómetros. Eso, desde el punto de vista económico, nos ha llevado a un mayor esfuerzo porque tenemos que meter una grúa y una UVI medicalizada en un punto intermedio, pero creo que el tramo va a ser de los punteros a nivel, no solo andaluz, sino nacional”. En su opinión, “va a salir un tramo espectacular, muy exigente, complicado, con cambios de ritmo y cambios de asfalto. Creo que merece la pena el esfuerzo que estamos haciendo desde Automóvil Club Jerez porque va a ser un tramo que se va a recordar”.

El X Rallye Ciudad de Jerez arrancará en la noche del viernes con el primer sector, que tendrá lugar en el Circuito de Jerez – Ángel Nieto, para continuar en la mañana del sábado con dos pasadas a cada uno de los tramos de Alcalá del Valle y de la zona de Alcalá de los Gazules por el Picacho (La Calderona). Ya por la tarde, los equipos darán otras dos pasadas al tramo de puerto Gáliz y al de Algar. Desde el punto de vista de Javier Galán, tanto el de Puerto Gáliz como el de la Calderona van a ser tramos cruciales en los que quizás se decida el devenir del rallye: “Las carreteras están excesivamente bacheadas y eso añade un plus de complejidad a los equipos porque allí un buen reglaje de suspensiones y unas buenas suspensiones van a ser determinantes y van a marcar las diferencias”.

Por otro lado, Javier Galán se ha mostrado satisfecho con la lista definitiva de inscritos, asegurando que “si hubiera sido en mayo esa cifra no la dábamos por buena, pero teniendo en cuenta la fecha en que estamos, que los presupuestos llegan agotados y que hay una crisis incipiente generalizada en todos los aspectos, 42 inscritos en total a estas alturas lo damos por bueno”. En este sentido ha confesado que “estábamos bastante temerosos por la inscripción que tuvo el Rally de Almería. De hecho, el miércoles antes del cierre de inscripción teníamos 18 inscritos y tengo que reconocer que estaba bastante nervioso. Es verdad que en los últimos dos días llegó un aluvión de inscripciones y hemos cerrado en 42. En mayo aspiraríamos a 60 o 70 equipos”.

El presidente de Automóvil Club Jerez ha confirmado el interés del club en conseguir en un futuro que esta prueba forme parte del Campeonato de España: “No renunciamos al tema, pero hemos decidido que no queremos ir a lo que se llama Copa de España provisionalmente, sino que nos gustaría llegar a algún acuerdo para ir directamente a Campeonato”, Según Galán, “no es un tema fácil, no hay huecos en el calendario, pero entendemos que Jerez es una ciudad que con su circuito tiene mucho peso dentro del automovilismo deportivo a nivel nacional y esa inercia es la que Automóvil Club Jerez quiere aprovechar para que nos den un hueco en el Campeonato de España de Rallyes”.

Por último, también ha descartado que a corto plazo el Rallye de Jerez acoja tramos de lo que fue el Sierra de Cádiz, toda vez que parece que en 2023 Escudería Sur no organizará la prueba. En este sentido ha manifestado que “hacer un bucle por la zona de la Sierra nos dispararía en kilómetros. No es impensable, pero en principio no lo tenemos en la cabeza”. No obstante, ha afirmado que “eso de que Escudería Sur no vaya a hacer la edición de 2023 todavía tengo que verlo”.

Sergio Álvarez y Conchi Gil, en el pódium del IX Rallye Slick de Sevilla

El equipo formado por los ubriqueños Sergio Álvarez y Conchi Gil (Renault Clío) consiguió el pasado sábado subir al pódium de la Agrupación 2 del IX Rallye Sliks de Sevilla, sexta y antepenúltima prueba puntuable para el Campeonato de Andalucía de Rallyes de Asfalto. La pareja ubriqueña finalizó en la 14ª posición del scrash y la 3ª de la Agrupación 2, por detrás de Alberto Mateos y Osel Román (Renault Clío Sport) y José Luis Moreno y Aitor Cruz (Citroën Saxo). En esta prueba que se disputó en la Sierra Norte de Sevilla, los también ubriqueños Alberto Domínguez y José Luis López se vieron obligados a retirarse por problemas mecánicos tras los tramos de la mañana, mientras que en la modalidad de Regularidad Sport, José Antonio Chacón y Abraham Espinosa se hicieron con la tercera posición.

Sergio Álvarez y Conchi Gil llegaban a esta cita del calendario andaluz tras la sensacional actuación del pasado año, en la que incluso lograron meterse en el top ten de la clasificación general final. Sin embrago, en esta ocasión la suerte no se alió con ellos y, aunque lograron completar el rallye, estuvieron arrastrando diversos problemas mecánicos desde el primer tramo, incluida una salida de pista en la segunda especial. No obstante, fueron superando los contratiempos para acabar el rallye compitiendo los últimos tramos y terminar al menos con buenas sensaciones. De esta manera, Sergio Álvarez nos ha contado hoy que “nos ha ido no todo lo bien que queríamos, pero por lo menos hemos podido salvar un poco los muebles y acabar el rallye”. Para el piloto ubriqueño, el Rallye Sliks de Sevilla es “uno de los rallyes más esperados del año porque el año pasado nos lo pasamos genial, corrimos todo lo que supimos y se nos dio bastante bien”. De ahí que “la idea era hacer un papel bueno, intentar correr lo máximo que pudiéramos en esos tramos. La suerte es que como pudimos acabarlo corriendo de nuevo otra vez, o sea, con confianza porque el coche ya iba muy bien, nos fuimos con un buen sabor de boca”.

Y eso que no fue precisamente un camino de rosas porque, como ha explicado, “salimos con unas suspensiones que acabábamos de revisar y ya en el primer tramo notamos que el coche no iba como esperábamos porque la regulación de las suspensiones que nos enviaron no eran las correctas”. A esto hubo que añadir que “una mala elección de neumáticos muy blandos con un tramo muy largo” provocó que los mismos se degradaran en exceso y en una de las curvas “el coche se fue recto y nos estampamos con el quitamiedos con la mala suerte de que nos quedamos metidos debajo y el coche no salía marcha atrás”. Este incidente les hizo perder unos tres minutos, pero sobre todo “la confianza que una vez que uno toca algo de chapa ya va con el miedo en el cuerpo”. “La confianza que llevas a la hora de empezar el rallye se te pierde y tienes que ir otra vez remontando y cogiendo la confianza al coche”, ha añadido.

De esta manera finalizaron los cuatro tramos de la mañana y tras la reagrupación y asistencias procedieron a afrontar los tramos de la tarde, en los que aparecieron de nuevo los problemas mecánicos: “Nada más empezar el primer tramo de la tarde, el de El Pedroso, vemos que tenemos problemas de dirección, que el coche se nos sale de la trazada y tenemos que hacerlo, no parados, pero sin correr como queríamos. El segundo tramo lo tuvimos que hacer igual, es decir, pasar los tramos sin correr porque el coche se salía de la carretera”. Tras la asistencia pudieron solucionar finalmente sus problemas y “pudimos completar el resto de pasadas bastante mejor y pudimos rascar algunos puestos”. A pesar de todo, Sergio Álvarez ha dejado claro que “el mejor trofeo que puedes tener en un rallye es acabarlo y luego, acabarlo en la mejor posición posible”. Con este resultado, el equipo logra sumar puntos para la clasificación de la clase IV del Campeonato, en la que tiene opciones de pelear por la segunda plaza.

Por otro lado, el piloto de la escudería RS Sport ha hecho un balance positivo de la temporada a la que tan solo le resta el Rallye de Jerez para darla por finalizada, destacando que “todavía no hemos abandonado ninguna carrera desde que tenemos el Clío. Cada vez que se termina una carrera yo siempre digo que aprendemos cosas nuevas”. Así, ha señalado que esta temporada han dado “un paso grande tanto en la configuración del coche como en la conducción y la compenetración entre copiloto y piloto ya es de diez. Mientras más carreras vas haciendo, más vas aprendiendo a gestionar los rallyes”. Por último ha afirmado que “para nosotros es un sueño poder hacer casi un Campeonato al completo, es algo que hace tres o cuatro años era imposible por el tiempo y el esfuerzo económico, que es muy grande. Me quedo con lo que estamos disfrutando estos años de las carreras”.

Esther de la Torre y Conchi Gil, en el pódium de Féminas del Andaluz de Rallyes

El V Rallye de la Alpujarra Oriental puso fin al Campeonato de Andalucía de Rallyes de este 2021 en el que no solo los pilotos ubriqueños han podido competir por los primeros puestos en sus respectivas clases, sino que ha contado con un buen ramillete de copilotos que incluso han peleado por los puestos altos de la clasificación general de copilotos, destacando sobre todo el papel de las copilotas ubriqueñas, ya que dos de ellas, Esther de la Torre y Conchi Gil, han acabado 2ª y 3ª respectivamente de la Clasificación de Féminas.

Tras los puntos logrados en Ugíjar, Conchi Gil, que ha acompañado a Sergio Álvarez durante toda la temporada, se aupaba a la 3ª posición de la general de copilotas, además de llevarse el subcampeonato de Andalucía de la clase IX. A la última cita del Campeonato acudían con la intención de pelear por el título regional ante los también ubriqueños Esteban Gutiérrez y Javier Zaldívar, que finalmente se llevaron el gato al agua. “Ellos han hecho una temporada impecable, no se podía rascar mucho más, también son muy buenos y lo hacen muy bien. Y tampoco me habría sabido igual la victoria por un fallo de ellos. Gusta más una victoria luchada que esperar a que el que va delante falle”, ha afirmado la pilota ubriqueña.

Conchi Gil ha señalado que han disfrutado en este V Rally de la Alpujarra Oriental, aunque ha resaltado que había sido un rally complicado “en el que resbalaba mucho la carretera. Nosotros por un problema en la frenada fuimos más atrasados en los dos primeros tramos, ya que se nos iba el coche un poco y nos costó coger el ritmo”. No obstante, por la tarde pudieron solucionar parcialmente los problemas y “se pudo disfrutar más que por la mañana”.

Sergio Álvarez y Conchi Gil afrontaban esta temporada con un nuevo vehículo, un Renault Clío Sport, al que se han ido adaptando poco a poco para sacarle un gran rendimiento en las últimas pruebas: “Hemos estado mucho tiempo montados en el coche y muy contenta con mi piloto. Al fin y al cabo, se trata de hacernos el uno al otro y al coche. Ha sido evolutivo, hemos ido de menos a más disfrutando muchísimo. Es un coche cien por cien fiable que era lo que buscábamos”. Según Gil, “falta hacerle algunos reglajes en cuanto a potencia y demás, pero muy contenta con un coche que da mucha tranquilidad y confianza y también llevado por Sergio que lo hace muy bien”.

Tras su debut en Jerez, en el que tuvieron un problema con el reglaje de la suspensión, “en el Sierra de Cádiz ya fuimos adaptándonos muy bien, conociendo el coche y compenetrándonos con él, le hemos ido sacando cada vez más partido y rendimiento y hemos estado más a gusto”. Conchi Gil ha adelantado que para 2022 tienen la intención de volver a hacer el Campeonato de Rallyes y “seguir aprendiendo y disfrutando. La idea es hacer el máximo de pruebas dentro de nuestras posibilidades”.

En otro orden de cosas, hoy también hemos hablado con Esther de la Torre, que tras haber liderado durante la mayor parte de la temporada la Clasificación de Copilotas, se veía relegada a la segunda posición final tras la prueba de Ugíjar, a la que no acudió. En principio, la ubriqueña tenía el título asegurado, ya que sus dos principales rivales no se inscribieron para el V Rallye de la Alpujarra Oriental, pero a última hora la Federación Andaluza de Automovilismo decidió invitar a Mercedes Cano a participar en el rallye como reconocimiento a su victoria en la Copa Dacia Sandero.

En una temporada en la que “todos los rallyes que hemos corrido en el Andaluz los he ganado como copiloto femenino excepto Sierra Morena”, Esther de la Torre se ha lamentado de que el Campeonato de Copilotos femenino era prácticamente suyo y se le ha escapado por una cuestión ajena: “En el último rallye me han dejado en fuera de juego y no me han dado tiempo a reaccionar para poder defender mi título. […] La chica que venía detrás de mí en el Campeonato corrió Ugíjar a última hora y yo no tuve tiempo para reaccionar y poder correrlo también, fue todo a última hora”. A pesar de que “este título es muy bonito conseguirlo”, la ubriqueña tenía claro que “este año íbamos centrados en correr el Nacional completo”. “Ha sido un año maravilloso en el que nunca hubiera esperado que iba a estar donde he estado y un año en el que hemos luchado muchísimo, sobre todo yo que, a nivel de copiloto, me he esforzado mucho por aprender y llegar adonde he estado”, ha añadido. En esta línea, ha contado que “veo mis cámaras interiores del principio y las veo ahora y yo misma me asombro con lo que he mejorado”. Eso sí, Esther de la Torre ha aclarado que “me he dedicado por y para el Nacional. Cuando no estábamos corriendo un rallye, fuera del trabajo estaba viendo mis cámaras interiores con las notas, viendo los fallos, aprendiendo y cogiendo notas en carretera”.

La copilota ha recordado su debut en la Copa Suzuki Swift, que tuvo lugar en el Rallye de Sierra Morena: “Íbamos con la moral muy alta y con mucho ánimo y cuando llegamos a meta del primer tramo vimos que estábamos casi 2 o 3 minutos de la cabeza. […] A raíz de ahí fuimos mejorando poco a poco. A la vista están los resultados de todo el año y ya en el RACC conseguimos el mejor resultado de todo el año”. De la Torre se ha referido a las pruebas en las que han participado en esta Copa, destacando los del norte: “Me encantan los rallyes en Galicia. Son muy complejos y no tienen nada que ver con los de Andalucía. Son tramos rotos, sucios, piedras, es alucinante correr un rallye allí”. Aunque de todos, como es lógico, el que más le ha dejado marcada es el RACC: “Es como soñar despierta todo el tiempo. No me podía creer lo que estaba viviendo y lo que estaba pasando. Es un recuerdo que jamás en la vida se me va a olvidar”. Al debut hubo que añadir el buen resultado deportivo: “Después de hacer todo el Nacional, de cometer muchas novatadas, llegar a la prueba del Mundial y terminar con el mejor resultado de todo el año es una sensación única”. Sobre la temporada que viene, la ubriqueña ha anunciado que aún no sabe en qué proyecto se embarcará, ya que Ernesto Salguero y ella van a separar sus caminos. “Yo estoy abierta a correr y disponible en todo lo que me salga”, ha concluido.

Esteban Gutiérrez y Alberto Domínguez cierran la temporada con los títulos regionales en sus respectivas clases

El Campeonato de Andalucía de Rallyes de Asfalto llegó a su fin el pasado fin de semana con la disputa de la última prueba del calendario 2021, el V Rallye de la Alpujarra Oriental, al que acudieron 4 equipos ubriqueños con opciones de pelear por el título regional en sus respectivas clases en dos duelos ‘fratricidas’. Por un lado, Esteban Gutiérrez y Javier Zaldívar (Renault Clío Sport) acudían a esta cita granadina liderando cómodamente la clase IX, pero con la obligación de finalizar la prueba dado que Sergio Álvarez y Conchi Gil (Reanult Clío Sport) ocupaban la segunda posición y, aunque remotas, tenían todavía opciones de arrebatarles el campeonato a Gutiérrez y Zaldívar. Una situación parecida, aunque más igualada, se vivía en la clase III, en la que Sebastián Zapata y Jorge Domínguez (Peugeot 106) y Alberto Domínguez y José Luis López (Peugeot 206) iban a pelear directamente por el Campeonato de Andalucía. En el primero de los duelos, Esteban Gutiérrez mantuvo su posición en la general gracias a su 10ª posición en el scrash final y la 2ª en la clase IX, mientras que su rival terminó en la 15ª del scrash y la 4ª de la clase IX. En el otro enfrentamiento, Alberto Domínguez superó a Sebastián Zapata y le arrebató la primera posición final de la clase III. De esta manera, Esteban Gutiérrez y Alberto Domínguez se proclamaron campeones regionales de las clases IX y III respectivamente en la clasificación de pilotos, mientras que Javier Zaldívar y José Luis López lo hicieron de la clasificación de copilotos.

Con Esteban Gutiérrez hemos tenido la ocasión de charlar en la tarde de hoy para hacer balance de la gran temporada que ha completado con este broche final en Ugíjar. Además de la victoria en su grupo, el piloto ubriqueño ha terminado en la 4ª posición de la clasificación general final del Campeonato de Andalucía, por lo que ha mostrado su satisfacción con el desarrollo deportivo de este 2021: “El Campeonato se nos ha dado muy bien, hemos hecho el mínimo de pruebas para puntuar y hemos logrado ser campeones de Andalucía de nuestra clase, con lo cual ha sido sobresaliente”.

“Los tres primeros, Aznar, Adorna y Morillo han estado en el 99% de las pruebas y nosotros con cuatro rallyes, hemos acabado detrás de ellos, lo que quiere decir que lo hemos hecho muy bien”, ha señalado el piloto ubriqueño a la vez que ha puntualizado que incluso llegaban a Ugíjar con opciones de entrar en el pódium final si Morillo o Adorna tenían algún problema y no lograban terminar el rallye. Gutiérrez ha manifestado que su objetivo en esta carrera granadina era “estar cerca de Sergio” sin necesidad de arriesgar en exceso, pero que tras los primeros tramos se fueron sintiendo cómodos y seguros por lo que en el resto “fuimos a más y a divertirnos”. No obstante, ha recalcado la dificultad que presentaba una prueba a la que acudían por primera vez: “Hemos visto que no es tan fácil estar en el top ten cuando hemos salido en Ugíjar, que era el primer año que salíamos, yendo a lo que nosotros podíamos ir […], hemos salido a correr y era difícil estar con los pilotos de la zona”.

Sobre el rallye ha destacado que tenía “tramos muy bonitos que tienen de todo, zonas lentas, zonas rápidas, bajadas, subidas. Una cosa muy bonita que no tiene ningún rallye de Andalucía es que pasa por medio de pueblos”. En el mismo sentido, se ha referido “a un rasante en el primer tramo que, aunque no quisieras, saltabas y volabas con el coche”. En relación con su rival, ha afirmado: “Para mí ha sido un placer estar midiéndonos con Sergio y compitiendo con él porque nos llevamos bien y la competición en los rallyes es sana”. En esta línea ha valorado que para ellos “es el primer año que corrían con ese coche y se tienen que adaptar todavía mucho, nosotros también les hemos dado consejos de cómo se lleva y tal”. Esteban Gutiérrez ha manifestado también que todavía estén pendientes de la publicación oficial de las puntuaciones, ya que Javier Zaldívar podría hacerse todavía con la 3ª plaza. “Si se lleva el 3º del scrash, pues más que merecido, porque Javier ya se prepara los rallyes mejor que yo, tiene un sistema de notas, de cantar y de llevar los tiempos y de prepararlo todo como un profesional”, ha añadido. Sobre la próxima temporada ha confesado que siempre le gustaría dar un pasito más, pero que lo considera muy complicado por todo el presupuesto que se necesita.

Por otro lado, también hemos contado con la presencia de Alberto Domínguez, que nos ha hablado sobre esta última cita del calendario y sobre la temporada en la que ha conquistado el título de campeón de Andalucía de la clase III. Con respecto al V Rallye de la Alpujarra Oriental ha explicado que “ha sido difícil porque nos ha llovido en algunos tramos y, en aquella zona de las Alpujarras, en dos curvas estaba lloviendo y en las siguientes dos estaba el sol fuera. Eso hacía que fuese complicada la elección de neumáticos y a eso se le sumaban los participantes de aquella zona y de Almería que corren muchísimo”. En lo puramente deportivo ha resaltado la igualdad del duelo que mantuvo con su paisano Zapata: “Desde primera hora comenzamos con mucha igualdad. Estábamos rodando en los mismos segundos, uno ganaba un tramo y el otro ganaba el otro. Incluso en un tramo conseguimos exactamente el mismo tiempo, el mismo segundo, la misma décima y la mismas centésimas”. Esa igualdad se rompió en el quinto tramo, cuando Sebastián Zapata tuvo que abandonar, aunque después se pudo enganchar en la modalidad súper rallye. A partir de entonces, Domínguez fue con la intención de asegurar: “Te lo tomas de otra manera porque ya le llevas una cierta ventaja y no es necesario arriesgar más de lo necesario. Simplemente con seguir manteniendo la distancia con él no era necesario aumentarla”.

Sobre la temporada ha calificado 2021 como un año “increíble”, ya que para él era impensable poder correr una temporada completa de rally. “Nuestro planteamiento era participar en las pruebas de aquí de la zona, pero a mitad de temporada íbamos dominando la clasificación, hasta Sevilla, en donde Sebastián nos adelantó, por lo que nos obligamos ya a terminar con la última prueba”, ha añadido. En este sentido ha reconocido que ya en la primera prueba que hicieron, en Jerez, las cosas les fueron muy bien, acabando en la 2ª posición de la Copa FAA, a pesar de que fue la primera carrera en la que estrenaron su Peugeot 206: “Nos dimos cuenta de que teníamos posibilidades de hacer algo más”, ha aclarado por lo que después del buen resultado del Sierra de Cádiz “decidimos completar la temporada entera”. Con relación a su Peugeot 206, Alberto Domínguez ha afirmado que tanto él como José Luis López han terminado “muy contentos porque comenzamos con este nuevo vehículo y tanto él como yo hemos ido aprendiendo rallye a rallye, mejorando en cada prueba y al final eso se nota”. “El Peugeot 206 se ha portado bastante bien. Sí es verdad que, como hemos participado en la Copa FAA, tenemos que llevar reglajes específicos y unas piezas que no permiten que tenga demasiada potencia”, ha reconocido el piloto ubriqueño que también ha adelantado la intención “de hacerle algunas mejoras porque en las zonas de pendiente echo en falta un poco más de potencia”.