Desde finales del pasado año, los equipos de la Liga Local de Fútbol de Ubrique volvieron a saltar al terreno de juego para disputar una serie de partidos amistosos después de casi tres años de inactividad. La idea era ir recuperando poco a poco la rutina para volver a poner en marcha la competición liguera, que es la única de las que se disputaban en Ubrique que no se ha retomado desde la irrupción de la pandemia de Covid 19 en marzo de 2020. Sin embargo, el tiempo pasa y a día de hoy la liga no tiene fecha de inicio. Varias pueden ser las causas, pero principalmente se apunta a que la falta de horas en las instalaciones deportivas para albergar una competición no federada y la negativa del Patronato Municipal de Deportes (PMD) a asumir su organización son los motivos principales para que la Liga Local todavía no haya echado a andar.

Así, al menos, nos lo ha explicado Luis Fabero, componente del equipo de Jóvenes Veteranos. En su opinión, “el gran problema que tiene la Liga Local es que no hay horarios en las instalaciones deportivas, puesto que en Ubrique hay una infinidad de equipos federados y no hay ni horarios ni instalaciones suficientes. Tenemos dos instalaciones y están todas cogidas todos los días a todas horas y la liga local, que es una competición no federada, tiene la dificultad de que no tenemos horarios”. Fabero es consciente de la dificultad que supone darle hueco a todo el mundo y que “es aceptable que los equipos federados tengan prioridad”, aunque ha considerado que “si se buscan horarios, sí los hay”. En este sentido ha recordado que los partidos de la liga local se han disputado en este último año en horarios poco habituales para la práctica de este deporte y que “estamos dispuestos a sobrellevar cualquier horario”. Otro de los motivos por lo que considera que la Liga Local todavía no ha arrancado es la negativa del PMD a volver a asumir su organización. Según Luis Fabero, “el PMD y la concejala nos han trasladado que de la liga local debe hacerse cargo alguien particular o crear un comité local como había antiguamente”, con el problema de que “nadie se echa para adelante porque es una responsabilidad muy grande”. Al hilo de esto, el componente de los Jóvenes Veteranos ha propuesto “hacerlo en conjunto, no echarle la responsabilidad solo a una persona y que el PMD se desvincule. Vamos a intentar hacerlo en conjunto, una parte que lo haga el PMD y otra parte que lo hagan los responsables de los equipos”.

Por todo ello, Luis Fabero ha pedido, tanto al PMD como a la concejala de Deportes, Virginia Bazán, que “haga todo lo posible para que nosotros podamos echar la liga para adelante”. En este sentido ha explicado que ahora mismo están pendientes de una reunión con las autoridades municipales para buscar una solución al comienzo de la liga. Fabero ha dejado claro que “queremos jugar al fútbol y mantener esta competición histórica que es la Liga Local y esa es nuestra intención, aunque sean jornadas amistosas, pero que esto no se pierda”. Sobre estas jornadas de partidos amistosos, en al que han participado un total de 6 equipos (Jóvenes Veteranos, Ocuri, Aspirantes, Al Andalus, Juventud, San José), Luis Fabero ha confesado que le ha sorprendido “cómo se han volcado los equipos y la gente, puesto que no confiaba en que después de este parón la gente reaccionaría de esta manera”. Eso sí, ha lamentado que finalmente la crisis sanitaria y económica parece haberse llevado por delante a un equipo histórico como los Vampiros. Por último, ha destacado que los equipos se han podido reforzar con jugadores jóvenes de ascendencia sudamericana que residen en la localidad, lo que ha calificado como algo muy positivo y ha dejado claro que “son bienvenidos y han aportado bastante”.

Etiquetado en: