El Club de Tenis de Mesa de Ubrique consiguió contra pronóstico hace dos fines de semana el ascenso a la Tercera División tras terminar en la segunda posición del playoff de ascenso en la sede de Jerez de la Frontera, al que había accedido como el mejor tercero de la liga regular en Súper División debido a la renuncia del equipo cordobés de Rute. El equipo formado por Luis Gómez, José Antonio Vélez Pineda y Daniel Dubovsky, junto al barbateño Antonio Pozo, accedió a esta fase de ascenso tras culminar una buena temporada en el grupo 5 de Súper División Andaluza, en el que terminó en tercera posición a 4 puntos de Dos Hermanas y a tan solo un punto de Jerez Promesas, que fueron los equipos que lograron la clasificación directa para el playoff. Por ello y según Daniel Dubovsky, “no íbamos como favoritos, pero una vez allí, a pesar de perder el primer partido, pareció que empezó a sonreírnos la competición”.

Según el palista ubriqueño, “nos estaban dando toques de suerte y lo aprovechamos. Partido a partido comenzamos a ganar hasta alzarnos con el ascenso”. Para ellos fue una auténtica sorpresa, ya que no contaban con ello y su idea en el playoff era jugar para “seguir teniendo nivel competitivo, que es como creemos que mejoramos”. Con un formato de liguilla en el que se tenían que enfrentar todos los equipos durante dos jornadas, el Club de Tenis de Mesa de Ubrique quedó encuadrado en la sede de Jerez junto a los equipos de Dos Hermanas, Jerez Promesas, Nervión, Labradores y Círculo Mercantil, consiguiendo un bagaje de 4 victorias, un empate y una sola derrota, lo que le sirvió para conseguir la segunda posición y, por tanto, el ascenso a Tercera División. Dubovsky ha querido destacar esta pequeña hazaña recordando que “de 70 equipos de toda Andalucía solo pueden ascender 4 y nosotros hemos sido uno de ellos”.

El jugador ubriqueño es consciente de la dificultad que entraña la categoría adquirida: “3ª División es una categoría en la que tenemos casi todas las papeletas para poder descender, pero aun así, al igual que no contábamos con que íbamos a ascender, todo puede pasar en el tenis de mesa y desde primeros de temporada vamos a prepararnos y a intentar sostener la categoría”. Por ahora, la idea del club es “volver a retomar la actividad con los niños y volver a darle un futuro al club a base de cantera”. En este sentido nos ha contado que cuentan con algunos jóvenes jugadores que prometen, aunque “para 3ª División es un salto muy grande”. Daniel Dubovsky ha afirmado que durante los próximos meses quieren formar a más niños en este deporte, para lo que han solicitado al PMD un espacio para entrenar más amplio que pueda acoger a un mayor número de jugadores. Por último, ha anunciado que a pesar de haber logrado plaza en el ránking individual ni él (12º) ni José Antonio Vélez Pineda (19º) tienen pensado acudir al campeonato de Andalucía de este año, que se disputará este fin de semana.

En otro orden de cosas, el ciclista ubriqueño Alejandro Gómez estuvo compitiendo el pasado fin de semana en la III Challenge Ciclista La Súbbética, única prueba andaluza por etapas de la categoría junior en la que se dieron cita los mejores equipos del panorama nacional. Gómez formó parte de la expedición de seis corredores que desplazó el equipo Trebujena Academia Juanjo Lobato con la misión de pelear por un puesto alto de la clasificación general. El ubriqueño finalizó en la 26º posición de la general, siendo además 4º de la clasificación de la montaña y tercer ciclista andaluz.

Alejandro Gómez llegaba a esta prueba después de sus destacadas actuaciones en el II Giro Ciudad La Línea De La Concepción y en la tercera prueba de JUDEX autonómicos de carretera disputada en Casar de Cáceres, en las que peleó por la victoria al sprint y finalmente acabó en 5ª y 4ª posición respectivamente. El ubriqueño ha contado hoy que el equipo trasladó a sus ciclistas el objetivo de “intentar estar delante en todas las etapas y ser combativos y a un par de corredores nos dijeron que teníamos que intentar hacer el mejor puesto posible de la general”. No obstante, ha reconocido que “con el paso de las etapas y las circunstancias que se dieron, finalmente estuve en la segunda y tercera etapa luchando por ganar el premio de la montaña, además de estar delante para disputar la general”.

La prueba ha estado marcada este año por las altas temperaturas, sobre todo en la primera etapa en la que corrieron a una temperatura media de 40 grados. Según Alejandro Gómez, “de las 3 etapas ha sido en la que más he sufrido, pero no por piernas, sino por el calor, que el cuerpo no se adaptó bien y no iba bien del todo. Aguanté con el grupo de los favoritos hasta que no pude más y me tuve que descolgar un poco, pero entrando en una buena posición”. Sin embargo, “la segunda etapa es la que más he disfrutado. Salí a intentar hacer el mejor puesto y a intentar llevarme el maillot de mejor andaluz, que lo tenía a 1 o 2 segundos. En el primer puerto en el km 12 arranqué para entrar en calor, porque me encontraba las piernas frías, con la suerte de que me escapé con 8 corredores más y estuvimos 50 km escapados hasta que nos pillaron antes del puerto final”. La tercera fue la etapa clave de la Challenge, en la que “desde el principio se salió súper rápido, con un ritmo infernal durante toda la etapa y prácticamente no se paró en ningún momento”. “La idea era salir a intentar llevarme el premio de la montaña. En el primer puerto puntué primero e igualé a puntos con el líder, pero ya en el segundo arranqué demasiado tarde y llegué cuarto, con lo cual no puntué y en el último puerto no tenía ya piernas para seguir”, ha explicado. A modo de balance, Alejandro Gómez se ha mostrado satisfecho con el trabajo del equipo: “Hemos estado los tres días súper combativos, saliendo a cortes, metiéndonos en la escapadillas cortas y estando delante”.

Esta Challenge La Subbética ha sido sin duda toda una prueba de fuego de cara al Campeonato de Andalucía en ruta y contrarreloj que se celebra este fin de semana en Setenil de las Bodegas y al que el ciclista ubriqueño llega “bastante fuerte, pero creo que con el paso de la temporada puedo llegar a estar incluso 3 y 4 escalones más arriba de como estoy ahora”. Gómez ha asegurado que llega motivado con su estado de forma y que espera poder estar peleando por los puestos de pódium, ya que “estuve viendo el circuito en semanas anteriores y me veo bastante fuerte. Es muy duro y es parecido a como ha sido esta Vuelta a la Subbética. En este sentido ha señalado que desde su punto de vista los principales favoritos serán Adrián Benito, del Manuel Fundación, e Iván Aguilera, del Franco Forniture: “Son los dos que hasta el momento han sido los que han mostrado estar más fuertes. Además, Adrián Benito viene de ser campeón de Andalucía de cross y ruta el año pasado”.