El Barada CABU junior puso fin a su andadura liguera el pasado domingo con una derrota en casa ante Adesa’80 por 64 – 78, cerrando así su temporada competitiva en el provincial de nivel A en una meritoria quinta posición. El equipo de Juande Núñez, ya sin opciones de meterse en playoffs, tan solo se jugaba “la honrilla de hacer un buen partido e intentar ganarlo”. El Barada CABU entró a la cancha “con un equipo más rápido y más pequeño para intentar darle más ritmo al partido y con una presión a todo el campo. Empezamos muy bien y nos fuimos en el marcador 4 o 5 puntos arriba”. No obstante, “las faltas personales nos hicieron cambiar nuestro plan de juego y nos fuimos al descanso con 5 abajo”. Tras el descanso, “empezamos a competir y llegamos a estar a dos puntos”, pero cada vez que el CABU se acercaba en el marcador, el colegiado comenzaba a cargar de faltas a los ubriqueños. El partido se rompió finalmente en el último cuarto, debido sobre todo al acierta del Adesa’80 desde la línea exterior.

Juande Núñez se ha mostrado satisfecho y contento con la temporada de su equipo, recordando que “nuestro objetivo en un principio era dar una buena imagen, competir al máximo y llegar lo más lejos posible y este año el equipo ha estado arriba hasta la última jornada”. En este sentido, ha afirmado que el equipo ha tenido opciones reales de meterse en los playoffs: “Nuestra idea era ganar uno de los dos partidos de La Línea, que lo tuvimos en nuestras manos y perdimos de 4 en casa, y el de Cimbis, que hubiera sido un bombazo, y perdimos por 4 puntos también”. Tras esta última derrota y la victoria en esa misma jornada de Adesa’80 sobre el hasta entonces imbatible Xerez, el técnico ubiqueño ya fue consciente de las “poquitas posibilidades de entrar” que tenía su equipo, algo que finalmente se ha confirmado. Sobre su plantilla, el técnico del Barada CABU se ha mostrado orgulloso: “Sin tener ningún líder indiscutible de 30 puntos, todos los jugadores aportan 14, 15 o 18 puntos y también en defensa. Los 11 niños han dado un paso hacia delante y van como motos”. Núñez ha confirmado que a pesar de haber terminado ya la liga, el equipo va a seguir entrenando hasta mayo un par de meses por semanas. Por otra parte y sobre el anuncio en redes de su retirada, Juande Núñez ha aclarado que “ha habido una pequeña confusión”, ya que lo que quiere es un descanso del compromiso de la competición y no del baloncesto en sí. “Llevo 38 años de baloncesto, 16 de jugador y 22 de entrenador, y estoy súper contento de mi hobby, pero necesito también un poquito de respiro. […] No quiero comprometerme a llevar un equipo, pero no quiero tampoco desligarme del baloncesto. De hecho, voy a echar una mano al equipo de Richarte”, ha explicado.

Etiquetado en: