Después de dos años de ausencia, la Asociación Ciclista de Ubrique (ACU) pondrá en marcha el próximo 22 de mayo la XIX Ciclodeportiva Villa de Ubrique ‘La Patacabra’, prueba cicloturista que se desarrollará por los parajes del Parque Natural Sierra de Grazalema, destacando los dos puertos de montaña de primera categoría de la Sierra de Cádiz, el Puerto de Las Palomas y el Puerto del Boyar. La carrera, a velocidad controlada, tendrá un recorrido de 100 km y 2.446 metros de desnivel acumulado que partirá de Ubrique hacia El Bosque, siguiendo por el Puerto del Boyar, Grazalema, la Rivera, Zahara de la Sierra, el Puerto de las Palomas, Grazalema, Villaluenga del Rosario, Benaocaz y Ubrique. Toda la prueba será a tráfico abierto, a excepción del ascenso al Puerto de Las Palomas, que será además el tramo libre.

El presidente de la ACU, Jesús Fernández, ha manifestado que llegan a esta edición “con las pilas cargadas y mucha ilusión”, sobre todo porque “comparado con otras ediciones anteriores, a fecha de hoy, las inscripciones van a buen ritmo”, por lo que “esperemos que se cumplan las expectativas y se completen las inscripciones antes de que finalice el plazo”. En este sentido, la ACU ha decidido ampliar a 300 el número máximo de inscripciones ya que “después de estos dos años de interrupción parece que la gente está más animada, que tiene ganas de competiciones”. El plazo estará abierto hasta el 19 de mayo o hasta que se completen las inscripciones. Sobre el recorrido, Jesús Fernández ha afirmado que “tenemos un entorno maravilloso para practicar el ciclismo. Los dos grandes puertos de la Sierra de Grazalema los tenemos aquí cerca y es un atractivo para el ciclista foráneo. Muchos corredores de la provincia de Sevilla y la Bahía de Cádiz suelen venir a entrenarlo”.

“Mi consejo – ha señalado Fernández – es que, sobre todo el Puerto del Boyar, lo suban lo más tranquilo posible porque en el tramo de las Palomas, si te excedes en el Boyar, lo puedes acusar”. El presidente de la ACU ha animado a los aficionados ubriqueños a participar en esta prueba con el deseo de sobrepasar el medio centenar de corredores locales que participaron en la última edición de 2019. En esta línea, ha asegurado que “solamente con una mínima preparación puedes hacer perfectamente la marcha cicloturista. Luego en las Palomas hay gente que la disputa, pero hay otra gente que la hace a su ritmo, tranquilo y disfrutando de la marcha”.