Nuevo tropiezo del Ubrique UD en casa

El Ubrique UD senior no pudo pasar ayer del empate (y gracias) ante la UD Algaida y suma ya cuatro encuentros sin conocer la victoria, en una mala racha que lo aleja de los puestos altos de la clasificación del subgrupo 2 de la Primera Andaluza. En este último partido de la primera vuelta, sin contar los aplazados, el conjunto sanluqueño fue superior al Ubrique UD, sobre todo en la segunda parte, en la que tan solo la falta de puntería evitó que se llevara los tres puntos de Ubrique. Con este resultado, el equipo de Miguel Domínguez tendrá que buscar imperiosamente la victoria en los dos duelos que le quedan pendiente si quiere mantener sus opciones en la segunda vuelta.

Los primeros minutos del choque fueron de tanteo, sin un dominador claro, aunque ya se vislumbró que la velocidad de los hombres de arriba del Algaida iba a poner en problemas a la zaga ubriqueña. Aun así, fue el Ubrique UD el que gozó de las primeras y más claras ocasiones, como la que tuvo en el minuto 8, cuando Paco recuperó en la izquierda un balón que centró al corazón del área y que Peluca remató de primeras para que el meta Israel se luciera con una buena parada. En el córner posterior, un defensa sanluqueño sacó sobre la línea un buen remate de cabeza de Juangra. La respuesta visitante vino cuatro minutos después, cuando David Segui se fue por velocidad de la defensa serrana, pero su lanzamiento se fue a las nubes y en el 18’ Raúl Vidal mandó fuera por poco un buen centro desde la derecha.

El turno de ocasiones pasó poco después al Ubrique UD: en el 25’, Luisrru mandó un balón a las manos del portero después de una buena asistencia de Paco y en el 28’ Aníbal mandó su tiró fuera tras una dejada de Paco. De esta manera, en el minuto 36 Luisrru inició una jugada en el centro del campo abriendo el balón a Fran en la derecha, para que el extremo grazalemeño asistiera a Peluca y éste resolviera ante Israel con un toque sutil para poner el 1 – 0. Premio para un Ubrique UD que, a pesar del gol, seguía sin sentirse cómodo sobre el verde. Es más, la UD Algaida estuvo a punto de empatar antes del descanso, pero Alberto salvó a su equipo sacándole una gran mano al tiro de Vidal cuando se plantó solo dentro del área y Adri no acertó en su remate, en el posterior córner, cuando lo tenía todo a favor.

Tras el paso por vestuarios, el Ubrique UD no solo no logró mantener su ventaja, sino que se vio superado por su rival en casi todas las facetas del juego. Mucho tuvo que ver que el Algaida consiguiera empatar al poco de la reanudación, cuando Dani remató de cabeza un balón centrado desde la izquierda ante el que nada pudo hacer Alberto. A partir de ahí, el Ubrique UD dio la sensación de haberse quedado sin ideas y sus intentos por llevar la iniciativa fueron un quiero y no puedo ante un rival que lo superó en intensidad y actitud. Los ubriqueños casi no pisaron el área rival, mientras que los sanluqueños poco a poco fueron llevando la sensación de peligro al área rival. No obstante, fue en los últimos minutos cuando el Algaida, a la contra, tuvo las ocasiones más claras para haberse llevado la victoria. En el 83’ Luismi estrellón un balón en el larguero tras un tiro algo escorado y en el 84’ Juanda se vio obligado a derribar a un delantero rival cuando se iba a quedar solo ante Alberto. El defensa ubriqueño vio la segunda amarilla y dejó a su equipo con un jugador menos en esta recta final. La última ocasión clara de los visitantes la desbarató Gago al sacar bajo palos un balón rematado en un córner. Con este resultado el Ubrique UD suma solo un punto en los últimos cuatro encuentros disputado, lo que le hace perder distancias con los de arriba a falta de dos partidos para completar la primera vuelta.

El entrenador del Ubrique UD, Miguel Domínguez, no ocultó su decepción tras el partido: “Podemos estar contentos porque hemos ganado un punto. Creo que no nos hemos merecido ni el punto que nos hemos llevado hoy”. Para el míster, la UD Algaida “ha sido superior a nosotros y porque no han estado afortunados de cara a gol, si no, el resultado hubiera sido más abultado a su favor”. Domínguez volvió a achacar a la falta de intensidad y actitud el mal partido de su equipo: “Cuando desde el minuto uno tú no ganas ni un duelo, ni un balón dividido ni nada, eso, aparte del físico, es la intensidad y la actitud”. Del mismo modo, señaló que “si no les creamos ocasiones y encima luego dejamos a los cuatro de atrás tirados, es normal que tengan oportunidades una detrás de otra”. “La intensidad y la actitud son innegociables y últimamente eso nos cuesta. Hablamos en el descanso de que había que salir fuertes y en el minuto tres te meten el empate. Son cosas que ya no sé cómo se pueden trabajar”, sentenció. Miguel Domínguez reconoció que “ahora mismo no estamos bien. De 12 puntos posibles hemos conseguido 1. Creo que es un resumen bastante claro”, añadiendo que “puede que mentalmente estemos un poco bloqueados”. A pesar de todo, el entrenador del Ubrique UD apeló a reaccionar en los dos encuentros que les quedan pendientes para cerrar la primera vuelta: “Podemos ganar en cualquier campo, está en nuestras manos”. En este sentido, afirmó que la prioridad ahora debe ser “conseguir puntos para salir de ahí abajo porque nos vamos a meter ahí abajo seguro y los de arriba ya se están descolgando”. Desde su punto de vista, “ahora mismo no tenemos que intentar llegar arriba. Lo que hay que intentar es salir de ahí abajo lo más pronto posible”.

Por su parte, el segundo entrenador de la UD Algaida, Ismael Mosquera, confesó irse “satisfecho, pero con un sabor agridulce porque la hemos tenido para conseguir los 3 puntos”. No obstante, el sanluqueño consideró el punto conseguido como “valioso” por haberlo logrado “en un campo difícil y ante un buen equipo”. A pesar de ello, reconoció que “esperaba un poquito más del Ubrique UD. Tiene muy buenos jugadores, pero quizás esperaba un poco más de ritmo”. Para Mosquera, lo que desequilibró el duelo fue el mejor tono físico de su equipo: “La primera parte ha habido un poquito más de dominio del Ubrique, pero en la segunda sabíamos que físicamente íbamos a aguantar más”. En esta línea, subrayó que “el que ha estado mejor físicamente al final ha sido el que ha tenido más oportunidades y esos hemos sido nosotros”.

Por último, el grazalemeño Fran Domínguez comentó que “en cuanto a ocasiones, nos han superado y, en la mayor parte del partido, creo que han sido mejores que nosotros. Han sabido leer el partido mucho mejor que nosotros y podemos decir que hoy hemos ganado un punto porque han tenido muchísimas ocasiones y bastante claras”. Por todo ello afirmó: “No nos vamos contentos de ninguna de las maneras porque, a pesar de haber sumado un punto, las sensaciones que hemos tenido no han sido buenas. No quiere decir que no haya que sufrir en los partidos, para ganar hay que sufrir. La cuestión está en que, incluso cuando hemos estado ganando, no nos hemos sentido cómodos en ningún momento”. En su opinión, “la segunda parte ha sido un querer y no poder, como si estuviéramos bloqueados”. Fran aseguró que “esta situación la hemos vivido otras veces y, al igual que otras veces la hemos superado, esta vez no va ser menos”. Por eso consideró que el principal objetivo en estos momentos tiene que ser “buscar las buenas sensaciones” para que después lleguen los resultados”. Por último, anunció: “Si queremos estar lo más arriba posible hay que empezar a sumar de tres en tres y eso tiene que ser a partir de ya”.