El ubriqueño Jorge López Janeiro y el moronero Manuel Rojo brillaron en sus últimos test antes de su viaje a Sudáfrica para tomar parte en la mítica Absa Cape Epic, que arrancará el domingo 19 de marzo. López conseguía la victoria en Máster 40 en la IX Media Maratón BTT Villa de Rota, mientras que Rojo se hacía con la 2ª plaza en Máster 50 en la Andalucía Bike Race.

El domingo se disputaba la novena edición de la Media Maratón BTT Villa de Rota, que, con un recorrido de 50 km, terminó decidiéndose al sprint, en el que el ciclista ubriqueño conseguía el primer puesto en Máster 40 con un tiempo de 1h29’58’’, el mismo tiempo que marcó su paisano  y compañero de equipo Andrés Cintado. David Gálvez fue 3º con 1h29’59’’. En Máster 30 la victoria fue para José Manuel Morales, con 1h29’55’’, por delante de Ricardo Álvarez (1h29’56’’) y Fernando Domínguez (1h29’57’’). El ubriqueño Antonio Vladimir Román cruzó la meta en la 65ª posición con 1h46’10’’.

Con este buen resultado Jorge López ha cerrado su preparación antes de desplazarse a Sudáfrica mañana miércoles para afrontar su segunda participación en la XIV Absa Cape Epic, que en esta edición se volverá a desarrollar en 8 etapas que sumarán un total de 691 km y 15.400 metros de desnivel positivo. La primera etapa volverá a ser en Meerendal Wine State, mientras que la última finalizará en Val de Vie State. Con la idea de quitarse el mal sabor de boca del año pasado, Jorge López y Manolo Rojo volverán a tomar la salida el próximo domingo con la idea de adrlo todo y poder colarse entre los 10 primeros de la categoría Máster 40 y los 50 primeros de la general, un objetivo ambicioso viendo el nivel de las parejas que van a participar en esta edición. Sobre sus perspectivas de cara a la Absa Cape Epic y sobre su preparación hemos hablado hoy con Jorge López Janeiro, que ha reconocido que llega a esta cita en mejor estado de forma que el año pasado.

En lo referente al baloncesto, el Fercave CABU cadete perdió su primer partido de la liga regular y, en consecuencia, el liderato del grupo A del provincial de nivel B, tras perder en Jerez ante su máximo rival, el DKV Jerez, que superó al cuadro ubriqueño por 81 – 47. Una derrota sin consecuencias de cara a los playoffs, ya que ambos equipos habían conseguido matemáticamente clasificarse con varias jornadas de antelación.